Earth“El mundo está hecho un desastre…”

“El mundo no es un lugar seguro…”

“El mundo necesita un cambio…”

Se escucha esto con frecuencia especialmente entre padres que sienten que se contraen cuando piensan en el mundo que les toca vivir a sus hijos.

Pero, ya va… y qué o quién es el mundo?

El mundo… ese lugar en el que nos da miedo tantas veces soltar a nuestros hijos, es la combinación de la naturaleza Y los seres humanos que lo habitamos.

Y cabe preguntarnos entonces…

¿Es la naturaleza un desastre?

¿Es la naturaleza un lugar inseguro?

¿Necesita la naturaleza un cambio?

Creo que podemos estar de acuerdo, en que no.

Quien en cambio sí puede llegar a comportarse desastrosamente… representar una amenaza… o necesitar un cambio… somos los seres humanos.

La gente que, junto a la naturaleza, formamos este mundo.

Ese mundo en el que viven y crecerán nuestros hijos.

Tengamos esto presente:

Los seres humanos actuamos desde nuestras creencias y definiciones del mundo.

No hay una acción que no tenga tras de sí una creencia que la impulse. Estemos conscientes de ella o no.

Entonces, en dos platos, son nuestras creencias y definiciones las que generan las acciones que hacen de este mundo, el mundo que es.

Sea que ves el mundo como una maravillosa expresión de la creatividad humana… como un desastre amenazante… o como una mezcla de ambos:

En este ahora o en el próximo, nuestras creencias y definiciones están dándole forma al mundo.

Vamos a la relación mundo-hijos

Hands of Father and Mother Hold Newborn Baby Under Dramatic Lighting Against A Black Background.Cuando nacemos venimos puros. Limpios de juicios, etiquetas e historias.

No venimos vacíos.

Venimos al mundo llenos de la riqueza del Ser espiritual que realmente Somos, aunque nuestra mente sí viene nueva de paquete.

¿Cómo empezamos entonces a llenar nuestra mente con esas creencias y definiciones que transforman el mundo en lo que es? (sea como sea que lo veas).

Empezamos mirando… oliendo… escuchando… saboreando… tocando… sintiendo el mini-mundo que nuestros padres crean para nosotros.

Si más padres estuvieran realmente conscientes que sus hijos están absorbiendo, grabando, registrando T O D O lo que ven, huelen, oyen, tocan, saborean y sienten…

… y no solamente lo que ven, huelen, oyen, tocan, saborean y sienten… sino ¡lo que no!

Porque aquello de lo que les privamos, también tiene un impacto en el llenado de la mente de nuestros hijos.

En mi cuenta en Twitter @padrescons que te invito a seguir, he iniciado una etiqueta o hash tag que dice: #NuestrosHijosEstanViendo, porque quiero promover más despertares, y que más padres se den cuenta que somos responsables por las creencias y definiciones que nuestros hijos van construyendo.

Veo en Twitter mucho movimiento entre papás y mamás, especialmente con hijos pequeños, ocupados por las formas.

Enseñarles a hacer esto o aquello. Quitarles o no el pañal. Alimentarlos sanamente. Preguntando ideas para las piñatas , cómo criar hijos autosuficientes o la mejor edad para enviarlos a la guardería.

Y con hijos más grandes, ocupados por evitar el acoso escolar, enseñarles buenos modales o hábitos, o angustiados porque no “obedecen”.

Todo eso es importante y el nivel de relevancia varía según las creencias y definiciones de cada quién.

Pero no olvidemos que…

Detrás de cada enseñanza, de cada intervención en la vida de nuestros hijos, estamos enviando un mensaje.

Y sea consciente o inconscientemente… del otro lado del canal de comunicación, hay una mente registrándolo: nuestros hijos.

Nosotros, junto a ellos, SOMOS el mundo.

Por mi parte, le enseño a mi hijo que el mundo, es el lugar que él escoge hacer de él.

¡Feliz Ahora, desde mi mundo!

Evelyn

[firma_evelyn]

P.D. Si resuenas con mi mirada y quieres profundizar en la filosofía de SerPadresConscientes.com te invito a sumergirte en el Manifiesto “Amar a Nuestros Hijos No es Suficiente”, haciendo click aquí

Podría reforzar o cambiar radicalmente, tu perspectiva sobre lo que es ser un papá o mamá consciente.